Arturo y Clementina. Educando en la igualdad.

arturo-y-clementina-c_01

La violencia de género es una de las lacras más feroces de nuestra sociedad. Y a pesar de que su presencia es lamentablemente continua en los medios no deja nunca de impresionarme. Me estremecen todas y cada una de esas historias; me estremece cada testimonio; me estremece cada suceso… Y me atormenta pensar que algún día cualquiera de mis niñas pueda conocer siquiera la sombra de semejante infierno. Y por mis niñas me refiero, por supuesto, a mi hija Mencía; pero también a mis sobrinas, las hijas de mis amigas, mis alumnas… Ninguna mujer debería jamás pasar por ello porque al contrario que en los cuentos, en la vida real muy poquitas veces tienen un final feliz. Un príncipe de corazón negro, nunca será azul. 

Y aunque esta última afirmación pueda parecer una obviedad, los datos nos dicen que no siempre lo es. De hecho, está demostrado que nuestros jóvenes son cada vez más receptivos a la agresividad en el lenguaje y nuestras chicas llegan a ver como signos de amor actitudes de celos y posesión. Así que está visto que aún nos queda mucho recorrido por hacer si hablamos de tolerancia cero a la violencia. Necesitamos transmitir un mensaje contundente a nuestros pequeños y, como no podía ser de otra forma, la literatura siempre encuentra una bonita forma de hacerlo. Por este motivo el cuento que hoy os enseño me parece que es uno de los “imprescindibles” en cualquier biblioteca infantil.

Arturo y Clementina comienza como una linda historia de amor entre dos tortugas. Sin embargo, y como suele pasar en estos casos, el amor desaparece pronto para dar paso a un relato triste y gris. Arturo, que es una tortuga machista y maltratadora, intentará por todos los medios anular a Clementina a base de insultos, humillaciones y pesadas cargas psicológicas.

Como cuento infantil que es, Arturo y Clementina tiene un bonito final feliz en el que ella se arma de valor y decide emprender su vida en solitario. Al fin y al cabo, Clementina es sólo una tortuga. Y como buena tortuga, quiere surcar ríos y mares y sentirse libre. Libre y feliz.

Firmado por la gran Adela Turín e ilustrado por su sempiterna colega Nella Bosnia, Arturo y Clementina es uno de los relatos que, junto a títulos como Rosa CarameloLa historia de los bonobos con gafas o Una feliz catástrofe conforman la colección “A favor de las niñas”.

Lo podéis encontrar en la editorial Kalandraka y es, desde mi punto de vista, sencillamente maravilloso como la mayoría de sus ejemplares. Y es que a pesar de ser un relato duro, cada línea, cada palabra está escrita con sumo mimo y cuidado. Merece mucho la pena.

4

 

 

4 respuestas a “Arturo y Clementina. Educando en la igualdad.

  1. Qué importante es tratar estos temas tan delicados en clave de ficción y entretenimiento, Seguro que relatos como éste van a crear en el niño un conjunto de valores que van a contribuir, el día de mañana, en el mantenimiento de una relación de pareja equilibrada, sana y plenamente satisfactoria.

    Le gusta a 1 persona

  2. Perdón por el doble comentario, pero acabo de leer un artículo sobre la violencia machista en Rusia. Más de doce mil mujeres mueren, al cabo del año, víctimas de sus parejas, mientras cada día es más admitido el aserto de que “si te pega, te quiere”. Lamentable.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s